viernes, 1 de junio de 2012

ADMINISTRACIÓN DE MEDICAMENTOS POR VIA INTRAVENOSA


CONCEPTO:              
Son las maniobras que se realizan para introducir medicamentos al torrente circulatorio a través de las venas  mediante aguja y jeringa.

OBJETIVOS:
ü Producir efectos más rápidos que por otras vías.
ü Introducir dosis precisas de medicamento al torrente circulatorio para una acción rápida.
ü Administrar substancias no absorbibles en depósitos tisulares o en el aparato gastrointestinal, o que se pueden inactivar antes de la absorción.

PRINCIPIOS:
ü  La circulación sanguínea se efectúa en un minuto.
ü  Los medicamentos inyectados al torrente circulatorio se absorben rápidamente.
ü  La presencia de aire en la circulación sanguínea incrementa la formación de embolias.
ü  La presión que ejerce el torniquete hace que la vena se distienda y que la sangre fluya hacia el interior de la aguja cuando se punciona la vena.

PRECAUCIONES:
ü  No introducir aire al torrente circulatorio.
ü  Evitar realizar hematomas y desgarros de los tejidos al puncionar.
ü  Evitar contaminar el equipo.
ü  Notificar  de inmediato de todo signo de enrojecimiento, hipersensibilidad o dolor en el sitio de la punción.

EQUIPO:
-       Carro  para medicamentos con charola con cubierta que contenga:
-       Tarjeta cárdex.
-       Medicamento indicado.
-       Jeringa de  10 o 20 ml.
-       Aguja No. 20 y 21.
-       Torundero con torundas alcoholadas.
-       Ligadura.
-       Guantes desechables.

PROCEDIMIENTO:
1.    Verificar orden médica
2.    Lavarse las manos.
3.    Preparar el equipo y medicamento:
-       Leer tres veces la orden médica.
-       Cargar la jeringa con el medicamento indicado.
-       Proteger la aguja y colocar la jeringa membretada en la charola junto con la tarjeta cárdex.
4.    Llevar el equipo a la unidad del paciente.
5.    Identificar al paciente.
6.    Dar preparación psicológica
7.    Dar preparación física:
-       Aislar al paciente.
-       Dar posición decúbito dorsal.
8.    Elegir la zona por puncionar y descubrirla.
9.    Calzarse guantes.
10. Colocar la ligadura de 5 a 8 centímetros por arriba de la vena elegida para la punción.
11. Purgar el aire de la jeringa e introducir la aguja con el bicel hacia arriba formando un ángulo de 30 grados, después de atravesar la piel seguir el trayecto venoso hasta puncionar la vena, aspirar para cerciorarse de que la aguja esté dentro de ella.
12. Quitar la ligadura.
13. Introducir  el medicamento lentamente, observando las reacciones del paciente.
14. Al terminar de administrar el medicamento, retirar rápidamente la aguja.
15. Colocar una torunda alcoholada en el sitio de la punción.
16. Dejar cómodo al paciente.
17. Retirar el equipo y darle los cuidados posteriores al equipo.
18. Hacer anotaciones en la hoja de registros correspondientes.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Mira Nuestros videos